Isabel Blanco: “Existe violencia de género porque no hay igualdad de género real”

Para la consejera de Familia e Igualdad de Oportunidades, la “formación e información” hacia los jóvenes “son fundamentales para avanzar en la consecución de la igualdad real entre mujeres y hombres y en la erradicación” de esa violencia.
|


Dos Santos  ICAL . La consejera de Familia e Igualdad de Oportunidades de la Junta de Castilla y Leu00f3n, Isabel Blanco Llamas...

La Red de Atención a las Víctimas de Violencia de Género, la Red de Igualdad de Mujer Rural, STEAM TALENT KIDS, PEMCyL… Isabel Blanco repasa las iniciativas puestas en marcha por la cartera que encabeza. Nos habla también de cómo podemos ayudar cada uno de nosotros a una víctima o sobre qué le diría a una mujer maltratada que no se atreve a denunciar.  


PREGUNTA. ¿La llegada del covid a nuestras vidas ha influido en las cifras de violencia de género en Zamora y en la Comunidad o éstas han sido similares a las que se han registrado en época prepandémica?


RESPUESTA. El análisis de los datos no ha reflejado en ningún caso, ni a nivel regional ni concretamente en la provincia de Zamora, un aumento en el número de víctimas de violencia de género atendidas. Sin duda, la llegada de la Covid-19 y el confinamiento nos preocupó y mucho desde el primer día por cómo podía repercutir en términos de violencia de género y la dificilísima situación por la que tendrían que pasar todas las mujeres encerradas 24 horas al día con su agresor.


La atención a víctimas de violencia de género fue declarada en Castilla y León servicio esencial desde el primer momento del estado de alarma. Por lo tanto, desde la Consejería de Familia e Igualdad de Oportunidades establecimos los mecanismos necesarios para garantizar en todo momento la continuidad en los recursos y servicios que permiten prestar atención a las víctimas. De hecho, funcionaron con normalidad los centros de la Red de Atención a Víctimas, Centros de Emergencia y Casas de Acogida y por ejemplo en los servicios de apoyo psicológico y asesoramiento jurídico, se buscaron fórmulas alternativas a la atención presencial.


P. La dependencia económica hacia la pareja, “el qué dirán”, mayores dificultades para acceder a la información… Existen factores por los que las mujeres que están inmersas en relaciones de maltrato y que habitan en el mundo rural son más vulnerables. ¿Qué se está haciendo desde la Consejería de Familia e Igualdad para facilitar la salida de su particular infierno a estas mujeres residentes en las zonas más despobladas?


R. En la Consejería de Familia e Igualdad de Oportunidades tenemos claro que existe mucho talento femenino en el mundo rural y, sin duda, estasmujeres son un elemento fundamental para la vertebración del territorio y para la consolidación y fijación de la población. Sin embargo, en el medio rural, en ocasiones, por un asunto educacional o por el qué dirán, muchas mujeres que sufren maltrato no se atreven a denunciar. Por este motivo, desde la Consejería de Familia e Igualdad de Oportunidades configuramos la Red de atención a las víctimas de violencia de género para que los servicios y prestaciones de la Red sean accesibles a todas las mujeres, independientemente del lugar en el que residan. En ese sentido es fundamental la colaboración de las entidades locales y entidades del tercer sector social además del empleo de las nuevas tecnologías que durante la pandemia fueron imprescindibles para ofrecer una adecuada atención a las víctimas.


Además, a comienzos de 2021, se creó la Red de Igualdad de Mujer Rural, integrada por siete federaciones de asociaciones de mujeres rurales de Castilla y León, cuya finalidad es generar estrategias de trabajo conjunto en el ámbito rural, así como favorecer el trabajo protagonista y dinamizador que lideran las Asociaciones y Federaciones de mujeres en el medio rural.


P. No todos los adolescentes perciben determinadas conductas de control abusivo y de aislamiento a sus parejas como formas de maltrato. De hecho, hay población joven que usa las nuevas tecnologías de manera constante para controlar y ejercer violencia psicológica sobre las adolescentes. ¿Cómo educar para prevenir esta lacra entre los más jóvenes y qué soluciones propone la Consejería que encabeza?


R- De hecho, las nuevas tecnologías son la herramienta empleada para ejercer una de las nuevas violencias de género, aparecida en los últimos años, y que nos preocupa mucho porque todavía existe mucha falta de información entre los más jóvenes sobre qué conductas, generalmente de control, constituyen actos de violencia de género. La educación en igualdad de género desde edades tempranas es imprescindible para evitar ese tipo de violencia y en ese sentido es imprescindible avanzar: en los colegios, las familias… Formación e información son fundamentales para avanzar en la consecución de la igualdad real entre mujeres y hombres y en la erradicación de la violencia de género.


P. Hace escasos meses leíamos que nuestra Comunidad es la Autonomía con la tasa de denuncias por maltrato más baja por habitante. ¿Se mantiene esta tendencia? Y, en cualquier caso, ¿cree que este comportamiento refleja la realidad o que en Castilla y León las mujeres maltratadas encuentran más trabas o temores que en otros lugares a la hora de denunciar a sus maltratadores?


R. Los datos no muestran aumentos en el número de víctimas de violencia de género atendidas y desde la Consejería siempre insistimos en lo importante que es denunciar. Desde la Junta de Castilla y León, contamos con pautas concretas para la actuación de oficio encaminadas a la protección y atención a cada víctima y a su entorno, incluso si no existe denuncia. Este protocolo permite compartir información sobre casos que, bien desde las unidades de violencia de las subdelegaciones del gobierno o desde los CEAS y Secciones de mujer de las gerencias territoriales de servicios sociales, se identifican como de alto riesgo o vulnerabilidad social, incluso cuando la propia víctima no se identifica como tal. Así, sentamos las bases, con el apoyo y la atención necesaria, para que cada mujer víctima de violencia de género se sienta preparada para denunciar.


P. ¿Qué les diría a esas mujeres que sufren violencia de género en silencio y no se atreven a denunciar? ¿Cómo se les podría convencer para acabar por fin con ese miedo visceral que las atenaza?


R. Es una pregunta complicada, precisamente por el fuerte componente social de la lucha contra la violencia de género. En el proceso de toma de decisión de la mujer para denunciar a su agresor participan numerosos factores. Uno de ellos es el apoyo social, el apoyo de su entorno, compuesto por familiares, amistades, compañeros y compañeras de trabajo, la comunidad educativa del centro escolar en el que estudien sus hijos e hijas… y finalmente, la propia mujer y el camino interno que debe recorrer hasta sentirse preparada para denunciar.  Cada mujer es única y ese camino es, por tanto, también único. Pero respondiendo a tu pregunta ¿qué le diría? Que denuncie, que recuerde que no está sola, que se puede salir y logrará con ayuda de la administración y de la sociedad salir de esa situación tan terrible…ella y sus hijos e hijas si los tuviera.


P. De la violencia de género no se puede salir sin ayuda. ¿Cómo puede contribuir cualquier ciudadano a la recuperación de una mujer maltratada cuando es consciente de que se está produciendo un caso de violencia de género?


R. Cada persona puede contribuir y mucho a la recuperación de la mujer víctima de violencia de género, pero, antes de esa recuperación, cada persona puede ayudar a que esa situación de violencia cese. Este es el primer paso para la recuperación, hacer lo posible para que la mujer sepa que esa violencia que se ejerce sobre ella constituye un delito y que toda la sociedad la apoya.


P. Mientras siga existiendo la violencia de género no habrá igualdad real, con lo que ambos conceptos están íntimamente relacionados. Pasemos a hablar de la igualdad en Castilla y León. ¿Qué programas están en marcha sobre oportunidades para las mujeres en el ámbito laboral, por ejemplo? ¿Qué se está haciendo desde el Gobierno regional para combatir la brecha salarial?


R. No debemos olvidar que existe violencia de género porque no hay igualdad de géneroreal o, dicho de otro modo, la violencia es una consecuencia directa de la desigualdad de género que está presente en nuestra sociedad. Sin duda, es la consecuencia o el efecto más cruel de esta desigualdad, ya que es un ataque directo contra los derechos fundamentales de la persona.


La brecha salarial, la menor presencia femenina en puestos de responsabilidad en sectores con presencia igualitaria entre mujeres y hombres e incluso feminizados, la muy superior utilización por parte de las mujeres de las medidas de conciliación familiar, todos ellos son ejemplos claros y consecuencias de la desigualdad que en la actualidad existe entre mujeres y hombres.


Está claro que el trabajo y las diferencias salariales entre mujeres y hombres propician en algunos entornos la denominada violencia económica, debido a que la mujer depende económicamente de su maltratador. Desde la Consejería y para fomentar la inserción laboral de las mujeres, puedo destacar un programa especializado de itinerarios de inserción laboral que se desarrolla en el marco de la Red de empresas de Castilla y León comprometidas con la Igualdad. 


En concreto, firmaremos un convenio de colaboración con la Fundación Industrias Lácteas que incluirá compromisos de formación especializada para el empleo en el sector agrícola y ganadero, maestras queseras o esquileo y compromisos para mejorar la empleabilidad de las mujeres que han recibido formación, con especial atención a aquellas que deseen volver al empleo después de un período de excedencia laboral; continuaremos con el programa FEM-TALENT, que es una acción formativa que comprende el diagnóstico y desarrollo de capacidades de empleabilidad para diferentes colectivos de mujeres de Castilla y León: Mujeres residentes en municipios rurales, Mujeres en situación de vulnerabilidad (mujeres víctimas de trata), y mujeres de más de 50 años de edad (trabajadoras senior). Además, trabajarán con víctimas de trata y mujeres jubiladas; disponemos del Programa Empleo Mujer CyL (PEMCyL) quetiene por objeto la formación de mujeres vulnerables y víctimas de violencia de género; crearemos un laboratorio de innovación social para el fomento del emprendimiento en mujeres jóvenes y continuaremos con los proyectos de pre capacitación laboral e inserción laboral de mujeres en situación de especial vulnerabilidad a los que se destinarán a 280.000 €.


Dos Santos  ICAL . La consejera de Familia e Igualdad de Oportunidades de la Junta de Castilla y Leu00f3n, Isabel Blanco Llamas1

P. Zamora sentó las bases del ‘STEM Talent Girl’, programa pionero para inspirar, educar y empoderar a la próxima generación de mujeres líderes en ciencia y tecnología que se extiende ahora al resto de provincias de Castilla y León. ¿Cómo fue la experiencia en la pasada edición y qué se espera de esta entrega?


R. El proyecto STEM Talent Girl es un proyecto para inspirar, educar y dar su lugar a la próxima generación de mujeres líderes en ciencia y tecnología. La Junta de Castilla y León, a través de la Consejería de Familia e Igualdad de Oportunidades y la Fundación ASTI, inició en 2017 una apuesta decidida para la promoción de la igualdad de oportunidades entre mujeres y hombres con la ayuda del sector público y del privado. La I Fase del Programa STEM TALENT GIRL se ha desarrollado durante estos cuatro años y ya se ha implantado en todas las provincias de Castilla y León y en todas las ediciones de estos se ha logrado una elevada participación que ronda las 1.800 alumnas. También el STEM Talent Girl se ha desarrollado en formato online Online, lo que permite llegar a zonas rurales y poblaciones menores de 20.000 habitantes.


También estamos trabajando para que los niños y niñas incrementen su motivación e interés por las áreas STEAM en edades equivalentes a educación infantil y primaria. De hecho, el programa STEAM TALENT KIDS se ha iniciado en el periodo correspondiente al curso 2021/2022 en las provincias de Burgos, Salamanca y Zamora.


P. A su juicio, ¿cuál de las áreas que acapara su Consejería merece más atención en la actualidad bien porque la considere más relevante o porque piense que aún queda mucho por hacer en este terreno para cumplir con las expectativas?


R. Tanto para los profesionales que trabajan en la Consejería de Familia e Igualdad de Oportunidades como para mí, todos los temas son relevantes y precisamente lo son porque todos tienen que ver con la calidad de vida de las personas para las que trabajamos, es decir, con la protección y defensa de las personas más vulnerables. Se ha hecho mucho, pero hay que seguir avanzando porque nuestras políticas se dirigen directamente a las personas y en ocasiones extremadamente vulnerables. Nos debemos a ellas y a mejorar en lo posible si calidad de vida.


P. Aparte de conseguir que las iniciativas en marcha prosperen, ¿qué otros retos tienen por delante su Consejería? ¿Podría adelantarnos algún otro proyecto inminente del que no tengamos constancia? ¿Alguna novedad para la provincia de Zamora?


R. El principal objetivo ahora mismo es continuar y asentar los proyectos que hemos iniciado, entre los que destaca la aprobación de la nueva ley de contra la Violencia de Género que incluye también el reconocimiento de nuevas formas de maltrato, consolidar las redes de igualdad y por supuesto entre los retos que nos marcamos destaca conseguir que más empresas se sigan sumando al proyecto de empresas comprometidas con la igualdad. La integración de las víctimas de violencia de género debe ser social pero también laboral y en ese sentido es imprescindible seguir trabajando.